Make your own free website on Tripod.com

LADY OLAVE BADEN POWELL

 

La pequeña Olave nunca fue a la escuela, pero tenía institutrices que le enseñaban lo necesario. Olave y Auriol tomaban clases con las institutrices a menudo en el campo porque gustaban de la naturaleza. Dos de las institutrices que más influyeron en ella fueron Miss Wilson, a quien llamaba Wisse y Fredie, que era alemana.De niña fue siempre muy activa; tocaba el violín, montaba a caballo, quería y cuidaba a los animales y la naturaleza. Era muy observadora y además bordaba y tejía.

Cuando tenía 9 años, su familia se fue a vivir en Saint James Place, en Londres, pero la vida de ciudad y su falta de contacto con la naturaleza y los animales hicieron que su ánimo decayera y pronto enfermó. Por esta razón, se trasladaron a Peyton Place, donde volvió a disfrutar de los campos y de los animales que tanto le gustaban especialmente sus perros y un pony. Por este tiempo, su madre le dio a ella y a su hermana la responsabilidad de ocuparse de los huevos de la granja y así sin quererlo, tuvieron una buena práctica en aritmética.

En 1900, al cumplir 11 años, comenzó un diario que llevó hasta su muerte. Esto demuestra que desde entonces ya tenía gran constancia y perseverancia.

De adolescente aprendió a nadar y remar, además hizo su primer viaje al extranjero (Francia) y esto provocó en ella grandes deseos de viajar. Cuando tenía 15 años fue confirmada y esto fue para ella un día que la impresionó mucho y siempre recordó. Tenía apenas 17 años y ya sentía que ya había recibido mucho en la vida y que no había dado nada a cambio; trató de ingresar en un hospital como enfermera pero no la admitieron por ser tan joven.

Su padre y su madre estuvieron siempre cerca de ella y así ejercieron una gran influencia en su carácter y educación. El padre, de pasatiempo, era artista y enseñó a Olave a pintar.

El 4 de enero de 1907 fue presentada en sociedad En 1912, camino a Jamaica, a donde iba con su padre a pasar unas vacaciones, en el barco "Arcadia" conoció a Baden Powell, de quien se enamoró ya que lo admiraba mucho. Se veían para charlar muy temprano en la mañana y, para cuando terminó el viaje, ya estaban comprometidos. Se casaron el 30 de octubre de 1912 y Olave dejó así su decimoséptimo hogar.

Tuvieron tres hijos: Peter en 1913, Heather en 1915 y Betty en 1917. Poco tiempo después de la I Guerra Mundial, la pareja se instaló en Pax Hill, (Colina de Paz), Hampshire, Inglaterra y la casa pronto se convirtió en el lugar de reunión para los miembros y simpatizantes de los dos movimientos fundados por Lord Baden Powell. Al tiempo que criaba una familia, Lady Baden Powell se interesó en el trabajo de su esposo y le acompaño en muchas visitas.

Tras el nacimiento de su tercer hijo, en 1917, se dedicó oficialmente al movimiento de las Guías, anteriormente en 1916, después de ofrecer su colaboración a Agnes Baden Powell y su Comité, empezó a trabajar como comisionada de Sussex.

En octubre de ese mismo año, fue electa como comisionada de las Guías del Imperio Británico y en 1918 fue electa Jefa Guía. Durante este tiempo Agnes Baden Powell escribió "Lo que pueden hacer las muchachas para construir un Imperio" (How Girls can help the Empire) el cual más tarde fue sustituido por el libro de Lord Baden Powell "Guidismo para muchachas", (Girl Guiding). Para acompañar esta obra de su esposo, Lady Baden Powell escribió "Entrenando a las muchachas como Guía" (Training Girl as Guides).

Entre muchas de las cosas que hizo en el Movimiento Guía es importante mencionar que fundó el Consejo Imperial para los Dominios y Colonias de la Gran Bretaña y el Consejo Internacional, que con el tiempo se convertiría en la Asociación Mundial. A raíz de la formación del Consejo Internacional, la vida de Lady Baden Powell se volvió más activa, viajó mucho y compartió con miembros de todo el mundo.

En 1930 fue nombrada Jefa Guía Mundial, y en 1932 recibió la Cruz del Imperio Británico. Al cumplir los 25 años de casados, en 1937 los Baden Powell se fueron a vivir a Nyeri en Kenya, África. A este hogar se llamó "Paxtu", que es una palabra en swahili que puede significar "paz para dos", "Paz Segunda" o Paz También". Recibió el Logo de Bronce, condecoración otorgada por la Asociación de Scouts, como un tributo por el cuidado que tuvo siempre con "El Jefe".

En 1942, después de la suerte de Lord Baden Powell, Lady Olave regresó a Londres, donde habitó en Hampton Court, durante el tiempo que pasaba en Inglaterra, ya que frecuentemente estaba de viaje, visitó 111 países en total, muchos, varias veces, y voló más de un millón de Km, dio miles de discursos y habló por radio y televisión en cada país que visitó. Fue nombrada Dama de la Gran Cruz de su país, fue Ciudadana de Honor de ciudades del mundo entero y recibió honores excepcionales por parte de los Jefes de Estado.

Olave St. Claire Soames, hija menor de Harold Soames y Katherine Hills, nació en Stubbing Court, a 5 millas de Chesterfield, en el Condado de Derbyshire, en Inglaterra el 22 de febrero de 1889 (32 años después de Lord Baden Powell). Recibió su nombre por el hecho que su padre, siendo gran admirador de Olaf de Noruega, esperaba un hijo y al nacer ella, decidió feminizar el nombre.

Sus hermanos fueron Arthur y Auriol. El padre de Olave había heredado una fábrica de cervezas, pero como no le gustaba establecerse en un solo lugar, trabajó arduamente para no pasar apuros y poder dedicarse a viajar posteriormente.

Entre las condecoraciones más brillantes que recibió caben citar la Orden del Sol, en Perú, la Rosa Blanca de Finlandia, la Corona Ducal de Robles de Luxemburgo, el Fénix de Plata de Grecia, el Sagrado Tesoro del Japón y el León de Plata de Kenya. Su última condecoración internacional la recibió de las Naciones Unidas (FAO), que le hizo entrega de la Medalla de Ceres en reconocimiento a los servicios mundiales llevados a cabo por el Movimiento Guías Scouts bajo su liderazgo.

Tuvo que dejar de viajar en 1970, cuando descubrió que sufría de diabetes, celebró sus 80 años en la Abadía de Wentmister, vivió con su suerte hasta 1977 en Branley, cerca de Guilford.

Algunas notas interesantes sobre su personalidad son que fue una persona muy alegre, de ademanes muy expresivos, observadora y con una gran memoria para recordar personas, todo, aún las miles de cartas que recibió, las agradeció personalmente.

"Su gran e inagotable logro fue ofrecer a la gente joven con la que estuvo en contacto, el deseo de acariciar un ideal y el ánimo y la determinación para lograr realizarla."